martes, 13 de octubre de 2009

Realidades cancerianas que me competen

La energía se concentra aquí en la necesidad de fortalecer las estructuras internas, y se hace imperioso el deseo de conocer los orígenes. En la psicología canceriana adquiere una profunda significación las cosas del pasado, los orígenes, la familia y la propia historia personal. No se puede crecer en dirección al futuro, si no se tienen debidamente resueltas las cosas del pasado, y la psicología canceriana tiene siempre fuertes vínculos con los procesos ya vividos. Es una forma de pensamiento nostálgico e introspectivo que nada siempre en aguas profundas y que posee la tendencia a soñar con los ojos abiertos. Su extrema sensibilidad la transforma en una ser muy receptivo, con fuertes instintos protectores.El contraste entre sus pasiones soñadoras y la realidad objetiva del mundo tiende a generarle inestabilidad emocional y, el exceso de apego al pasado le activa estados de inseguridad que le reducen su capacidad de iniciativa. Debe superar su fuerte necesidad de sentirse contenido afectivamente, ya que esto le imprime una suerte de ansiedad.

No hay comentarios: